/ martes 8 de noviembre de 2022

Los “coconautas” están en el Parque Papagayo

La familia de Alma Margarita Osorio ha hecho de este producto todo un arte y su fuente de ingresos

Con una facilidad envidiable, la emprendedora Alma Margarita Osorio, a todo pulmón ofrece sus productos elaborados artesanalmente con productos de coco, en su local que arrenda en el interior del Parque Papagayo, que es la fuente del sustento familiar.

Orgullosa revela que desde hace 41 años su padre José Osorio Salas, se le dio la oportunidad de ocupar un pequeño espacio en este pulmón natural, en donde inicia la venta del producto básico que es la base de los Coconautas, el coco natural.

Lee también: Pasó de maestro jubilado a hábil artesano

Mi padre empezó a vender cocos y con el tiempo tuvo contacto con artesanas guerrerenses de la Región de la Costa Chica, que elaboran el aceite artesanal de coco, cocido a la leña en cazuela de barro y lo empiezan a vender en el puesto.

Posteriormente tuvo el gusto de conocer a otra artesana que fabrica el dulce de coco típico conocido como bocadillo de coco, que es hecho a la leña con piloncillo y canela, que es delicioso y el boli de tres leches que otro de los productos que se expenden en su local

Alma Margarita Osorio se le quiebra la voz, al señalar que su padre falleció hace 26 años y fue en ese momento en que se hizo cargo del negocio, a pesar de que estudiaba y su madre le ayudó a posicionarse hasta que aprendió el oficio.

Una de las enseñanzas que le dio, fue tener amor a los demás y entender que, si sale adelante, pueden hacerlo juntos, por eso empezó a impulsar a gente que como ella quiere la superación y lucha por aprender, fue nace el proyecto de producir los derivados del coco.

.

Ofrece variedad de productos elaborados artesanalmente. / Foto: Celso Castro | El Sol de Acapulco

Hoy es día en su local pueden encontrar desde jabón, esmalte, champú, lápiz labial, harina, carbón activado en polvo, crema de coco hidratante, el café gourmet de coco, el azúcar de coco, el agua de coco y los bolis de tres leches.

La emprendedora, precisa que de este negocio ha podido sostener a su familia y a sus dos hijas, que están estudiando, gracias a esta empresa que están impulsando a base de trabajo y mucha, pero mucha dedicación.

En su caso, dijo, que está de tiempo completo, no es fácil, pero lo hace con mucho amor y esta desde las 7:00 de la mañana a las 16:00 horas, siempre con una sonrisa y con una buena atención al cliente, para que regresen y consuman productos de los Coconautas.

Con una facilidad envidiable, la emprendedora Alma Margarita Osorio, a todo pulmón ofrece sus productos elaborados artesanalmente con productos de coco, en su local que arrenda en el interior del Parque Papagayo, que es la fuente del sustento familiar.

Orgullosa revela que desde hace 41 años su padre José Osorio Salas, se le dio la oportunidad de ocupar un pequeño espacio en este pulmón natural, en donde inicia la venta del producto básico que es la base de los Coconautas, el coco natural.

Lee también: Pasó de maestro jubilado a hábil artesano

Mi padre empezó a vender cocos y con el tiempo tuvo contacto con artesanas guerrerenses de la Región de la Costa Chica, que elaboran el aceite artesanal de coco, cocido a la leña en cazuela de barro y lo empiezan a vender en el puesto.

Posteriormente tuvo el gusto de conocer a otra artesana que fabrica el dulce de coco típico conocido como bocadillo de coco, que es hecho a la leña con piloncillo y canela, que es delicioso y el boli de tres leches que otro de los productos que se expenden en su local

Alma Margarita Osorio se le quiebra la voz, al señalar que su padre falleció hace 26 años y fue en ese momento en que se hizo cargo del negocio, a pesar de que estudiaba y su madre le ayudó a posicionarse hasta que aprendió el oficio.

Una de las enseñanzas que le dio, fue tener amor a los demás y entender que, si sale adelante, pueden hacerlo juntos, por eso empezó a impulsar a gente que como ella quiere la superación y lucha por aprender, fue nace el proyecto de producir los derivados del coco.

.

Ofrece variedad de productos elaborados artesanalmente. / Foto: Celso Castro | El Sol de Acapulco

Hoy es día en su local pueden encontrar desde jabón, esmalte, champú, lápiz labial, harina, carbón activado en polvo, crema de coco hidratante, el café gourmet de coco, el azúcar de coco, el agua de coco y los bolis de tres leches.

La emprendedora, precisa que de este negocio ha podido sostener a su familia y a sus dos hijas, que están estudiando, gracias a esta empresa que están impulsando a base de trabajo y mucha, pero mucha dedicación.

En su caso, dijo, que está de tiempo completo, no es fácil, pero lo hace con mucho amor y esta desde las 7:00 de la mañana a las 16:00 horas, siempre con una sonrisa y con una buena atención al cliente, para que regresen y consuman productos de los Coconautas.

Local

Hotel Camarena, competencia de hoteles para recibir vacacionistas

Acapulco cuenta ya con más de diez mil habitaciones disponibles, sin embargo, hay turistas que optan por llegar al tradicional Hotel Camarena

Ecología

Por salida de cocodrilos cercan estero “El Negro” en Zihuatanejo

Protección Civil y Dimaren emitieron una alerta para impedir que los turistas se acerquen y evitar ataques

Local

En depósito de basura convierten la Plaza María Bonita en Caleta

Ni Saneamiento Básico ni la Administradora de Playas atienden el llamado de limpieza, lamentan empresarios restauranteros

Estado

Policía estatal Intensifica recorridos de vigilancia en la Autopista del Sol

La Policía estatal aumentó sus recorridos de vigilancia en la Autopista del Sol con el propósito de prevenir e inhibir cualquier conducta delictiva, en la temporada de vacaciones

Estado

Evelyn Salgado recibe certificación Blue-Flag de playa La Ropa II en Zihuatanejo

La gobernadora de Guerrero, Evelyn Salgado Pineda encabezó el izamiento del banderín de certificación Blue-Flag en playa La ropa II en Zihuatanejo

Local

Se suma la PROPAEG a las Jornadas de reforestación en Acapulco

La jornada de reforestación, también sirvió para la toma de protesta de los Comités de Vigilancia Ambiental en Puerto Marqués