/ viernes 16 de abril de 2021

Por presiones de un diputado, suspenden salario y despiden a policía ministerial

Se desempeñó como escolta del diputado Cabada Arias, después él mismo lo recomendó para que pudiera ser incluido en las filas de la Policía Ministerial

El policía ministerial Pedro Rafaela Nájera denunció ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Guerrero que por presiones del diputado Marco Antonio Cabada Arias, le suspendieron el pago de su salario y pretenden quitarle la plaza a pesar de que se ha desempeñado con honestidad y eficiencia durante los últimos años.

El policía reveló que durante algún tiempo fungió como escolta del diputado Cabada Arias, después él mismo lo recomendó para que pudiera ser incluido en las filas de la Policía Ministerial donde se ha desempeñado en los últimos dos años, cumpliendo las funciones en la coordinación de Huitzuco.

El pasado 14 de marzo fue el último día que pudo enviar su reporte de actividades firmado a sus superiores después el comandante Celso Guzmán Martínez le informó que no podría seguir asistiendo a esa coordinación porque sus superiores le informaron que sería despedido.

Como no le han notificado nada de manera oficial, él decidió presentarse a la coordinación general en esta capital y ahí pasó la siguiente quincena en la que ya no le fue entregado su salario y la responsable de la nómina, Marvila Alicia Melo Vela, le indicó que le pagaría su salario sólo si acepta firmar su renuncia pues el diputado que lo metió a trabajar, está reclamando la plaza para poder apoyar a alguien más.

Mencionó que él ha desarrollado las actividades propias de la corporación, incluso está programado que el próximo 22 de abril sea evaluado en las pruebas de control de confianza, a las que no podrá ir sino le regresan el salario y lo devuelven a sus actividades.

Indicó que debido a que su salario fue retenido de manera ilegal, decidió enviar un documento al gobernador del estado, al Fiscal General, e interponer una queja de manera formal ante la Comisión de Derechos Humanos por lo que considera violencia laboral.

Finalmente, indicó que su caso no es único que son al menos otros cuatro policías ministeriales que están siendo despedidos sin poder confirmar que sea por presión del mismo diputado que pidió su plaza, “en lo personal sé que fue él porque me lo confirmó la licenciada Marvila, quien me dijo que el mismo que me consiguió el trabajo, es el mismo que me lo está quitando y que es el diputado Cabada”.

El policía ministerial Pedro Rafaela Nájera denunció ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Guerrero que por presiones del diputado Marco Antonio Cabada Arias, le suspendieron el pago de su salario y pretenden quitarle la plaza a pesar de que se ha desempeñado con honestidad y eficiencia durante los últimos años.

El policía reveló que durante algún tiempo fungió como escolta del diputado Cabada Arias, después él mismo lo recomendó para que pudiera ser incluido en las filas de la Policía Ministerial donde se ha desempeñado en los últimos dos años, cumpliendo las funciones en la coordinación de Huitzuco.

El pasado 14 de marzo fue el último día que pudo enviar su reporte de actividades firmado a sus superiores después el comandante Celso Guzmán Martínez le informó que no podría seguir asistiendo a esa coordinación porque sus superiores le informaron que sería despedido.

Como no le han notificado nada de manera oficial, él decidió presentarse a la coordinación general en esta capital y ahí pasó la siguiente quincena en la que ya no le fue entregado su salario y la responsable de la nómina, Marvila Alicia Melo Vela, le indicó que le pagaría su salario sólo si acepta firmar su renuncia pues el diputado que lo metió a trabajar, está reclamando la plaza para poder apoyar a alguien más.

Mencionó que él ha desarrollado las actividades propias de la corporación, incluso está programado que el próximo 22 de abril sea evaluado en las pruebas de control de confianza, a las que no podrá ir sino le regresan el salario y lo devuelven a sus actividades.

Indicó que debido a que su salario fue retenido de manera ilegal, decidió enviar un documento al gobernador del estado, al Fiscal General, e interponer una queja de manera formal ante la Comisión de Derechos Humanos por lo que considera violencia laboral.

Finalmente, indicó que su caso no es único que son al menos otros cuatro policías ministeriales que están siendo despedidos sin poder confirmar que sea por presión del mismo diputado que pidió su plaza, “en lo personal sé que fue él porque me lo confirmó la licenciada Marvila, quien me dijo que el mismo que me consiguió el trabajo, es el mismo que me lo está quitando y que es el diputado Cabada”.

Estado

Guerrero suspende las ferias

El Consejo Estatal de Salud aprobó la medida como parte de las medidas preventivas para evitar un incremento de contagios

Local

Se recuperan más 20 mil empleos pese a la pandemia

En la actual administración volvieron cruceros y la conectividad de vuelos internacionales, asegura la Fecanaco

Estado

Refuerzan autoridades la seguridad en Buenavista y Acahuizotla

Se implementó un despliegue de seguridad por parte de las autoridades militares y civiles

Celebridades

El Buki enamora a su público en una velada llena de recuerdos y romanticismo

Los fans comenzaron a levantar sus teléfonos y grabaron cada momento de la primera de dos presentaciones que tiene en la Velaria de la Feria León 2022

Política

Gobierno federal deja solo al Cuauh en su tercer informe de gobierno

El gobernador del estado presentó su tercer informe ante la ausencia de altos representantes del gobierno federal

Ciencia

Así puedes descubrir la foto del espacio que la NASA tomó el día de tu cumpleaños

Gracias al telescopio espacial Hubble es que ahora cualquier persona puede conocer la foto que tomaron el día en que naciste

Local

Busca Acapulco que lo eximan de alerta roja

Durante el fin de semana se certificarán a 180 elementos de la Policía Turística

Salud

El desagradable síntoma de Ómicron del que nadie está hablando

La más reciente y contagiosa variante del Covid-19 tiene un síntoma inesperado y que no tiene límite de tiempo