imagotipo

En aumento la extorsión y amenazas a maestros: SEG

  • Celso Castro Castro
  • en Estado

Dale Me Gusta a nuestra página de Facebook para mantenerte siempre informado.

A pesar del fuerte despliegue militar en los operativos para cuidar las escuelas, ha aumentado la extorsión y la amenaza telefónica a los maestros, reveló el jefe de Servicios Educativos de la Región Acapulco-Coyuca, José Pedro Álvarez de Dios, quien se quejó que estos delitos no se denuncian a tiempo por engorrosos trámites burocráticos.

El funcionario estatal en entrevista que concedió en el Cabildo porteño al término de la entrega de reconocimientos al personal docente del Colegio Club de Leones, dijo que han solicitado a todas las instancias su apoyo porque los docentes están siendo asediados por extorsiones y amenazas.

Aclaró que esto no quiere decir que estén las escuelas desprotegidas, por el contrario, hizo un reconocimiento al Ejército Mexicano por su gran aporte en garantizar la seguridad de alumnos y maestros, pero también denunció que los grupos delincuenciales están ahora extorsionando a los trabajadores de la educación a través de llamadas telefónicas.

Leer más:   Necesaria y urgente la revisión de Policías: regidores de Acapulco

“Incluso, hay casos que se han dado que llegan los delincuentes a las escuelas y amenazan a los maestros, principalmente en aquellas zonas donde no se cuenta con presencia de ninguna corporación policiaca o de fuerzas castrenses”, dijo.

El funcionario de la Secretaría de Educación Guerrero (SEG), Álvarez de Dios, admitió que no disponía del total de planteles escolares que son víctimas de las amenazas y extorsión telefónica, pero sí confirmó que este problema se da en las escuelas de la zona rural.

Leer más:   En la impunidad se encuentran 58 crímenes por homofobia en Guerrero

Indicó que las autoridades saben perfectamente cuáles son los “focos rojos”, pero consideró que aquí lo que se tiene que hacer es fortalecer los lazos sociales y trabajar en la reconstrucción del tejido social.

Además se quejó que el engorroso trámite burocrático impide contar con las medidas de seguridad militar y policiaca, lo que facilita a los delincuentes actuar de manera impune.