/ lunes 17 de abril de 2017

Ventajas para Guerrero con el paso exprés

Síguenos en Twitter y ten la información siempre al momento.

Este es otro de los acontecimientos que a últimas fechas están marcando el paso del progreso y la innovación para nuestro estado de Guerrero, la puesta en servicio al público del paso exprés, pues hará que aumenten considerablemente las corrientes turísticas al puerto de Acapulco y en general a toda la entidad.

Estamos siendo testigos como pocas veces de este crecimiento de oportunidades para el desarrollo económico de esta área territorial tan identificada con los servicios turísticos, como por ejemplo, todas las avalanchas de vacacionistas que en ciclos como el de la Semana Santa, abarrotan nuestras instalaciones hoteleras y restauranteras.

Engarzando sus esfuerzos el Gobierno federal con el presidente Enrique Peña Nieto, con el gobernador Héctor Astudillo Flores y con el Gobierno municipal de Evodio Velásquez Aguirre, podemos lograr esta clase de obras y beneficios compartidos. El paso exprés es un atajo construido por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y representa una inversión de más de dos mil doscientos millones de pesos. Tiene una longitud de catorce y medio kilómetros con un aforo de más de cien mil vehículos por día, garantizando durabilidad de cuarenta años de servicio. Obras son amores.

Durante el evento inaugural, el presidente Peña Nieto habló sobre las bondades de esta magna obra: “Creo que esta Semana Santa es un buen momento para quienes piensen ir a Acapulco, pues podrán verificar que realmente el tiempo por carretera ha disminuido”.

El gobernador Héctor Astudillo Flores acudió a esta magna puesta en servicio de este paso y aprovechó para acreditar las ventajas que van a obtener los visitantes a Guerrero. “Las expectativas que se esperan en Semana Santa, ya operando este paso, son muy altas. Esperamos que nos vaya bien en Zihuatanejo, Taxco, Acapulco, en estas dos semanas de asueto, la seguridad de los vacacionistas está garantizada porque hay operativos especiales”, dijo el gobernador.

Y no será sólo en esta inminente Semana Santa en la que se va a repercutir el aumento del número de turistas, sino que esta serie de grandes obras carreteras y puentes elevados, también detonan las inversiones y habrán de agilizar el desplazamiento de cargas en menos tiempo. Así como también de alguna manera reflejarán con evidencia el futuro crecimiento de Acapulco como la gran meca del turismo, la diversión, el descanso y la recreación. Cuando la acción del gobierno facilita el flujo de las personas con vías de acceso más cómodas y eficientes, se multiplica el bienestar de la gente, crece la economía y los frutos del trabajo compartido a todos benefician. Es este un principio económico sustentable.

Fue en los tiempos del gobierno de Luis Echeverría que Acapulco recibió fuertes inversiones públicas para transformar la realidad del puerto con múltiples edificaciones auxiliares a la actividad turística. Es hasta hoy en el sexenio de Enrique Peña Nieto que confirmamos cómo se salda la deuda histórica que el país tiene con Guerrero.

Estas reflexiones editoriales las escribo con gusto y emocionado porque mejorando Acapulco, mejora Guerrero, mejora México y todos los ciudadanos estamos de plácemes ante tan productivos medios que impulsan el bienestar social.

Síguenos en Twitter y ten la información siempre al momento.

Este es otro de los acontecimientos que a últimas fechas están marcando el paso del progreso y la innovación para nuestro estado de Guerrero, la puesta en servicio al público del paso exprés, pues hará que aumenten considerablemente las corrientes turísticas al puerto de Acapulco y en general a toda la entidad.

Estamos siendo testigos como pocas veces de este crecimiento de oportunidades para el desarrollo económico de esta área territorial tan identificada con los servicios turísticos, como por ejemplo, todas las avalanchas de vacacionistas que en ciclos como el de la Semana Santa, abarrotan nuestras instalaciones hoteleras y restauranteras.

Engarzando sus esfuerzos el Gobierno federal con el presidente Enrique Peña Nieto, con el gobernador Héctor Astudillo Flores y con el Gobierno municipal de Evodio Velásquez Aguirre, podemos lograr esta clase de obras y beneficios compartidos. El paso exprés es un atajo construido por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y representa una inversión de más de dos mil doscientos millones de pesos. Tiene una longitud de catorce y medio kilómetros con un aforo de más de cien mil vehículos por día, garantizando durabilidad de cuarenta años de servicio. Obras son amores.

Durante el evento inaugural, el presidente Peña Nieto habló sobre las bondades de esta magna obra: “Creo que esta Semana Santa es un buen momento para quienes piensen ir a Acapulco, pues podrán verificar que realmente el tiempo por carretera ha disminuido”.

El gobernador Héctor Astudillo Flores acudió a esta magna puesta en servicio de este paso y aprovechó para acreditar las ventajas que van a obtener los visitantes a Guerrero. “Las expectativas que se esperan en Semana Santa, ya operando este paso, son muy altas. Esperamos que nos vaya bien en Zihuatanejo, Taxco, Acapulco, en estas dos semanas de asueto, la seguridad de los vacacionistas está garantizada porque hay operativos especiales”, dijo el gobernador.

Y no será sólo en esta inminente Semana Santa en la que se va a repercutir el aumento del número de turistas, sino que esta serie de grandes obras carreteras y puentes elevados, también detonan las inversiones y habrán de agilizar el desplazamiento de cargas en menos tiempo. Así como también de alguna manera reflejarán con evidencia el futuro crecimiento de Acapulco como la gran meca del turismo, la diversión, el descanso y la recreación. Cuando la acción del gobierno facilita el flujo de las personas con vías de acceso más cómodas y eficientes, se multiplica el bienestar de la gente, crece la economía y los frutos del trabajo compartido a todos benefician. Es este un principio económico sustentable.

Fue en los tiempos del gobierno de Luis Echeverría que Acapulco recibió fuertes inversiones públicas para transformar la realidad del puerto con múltiples edificaciones auxiliares a la actividad turística. Es hasta hoy en el sexenio de Enrique Peña Nieto que confirmamos cómo se salda la deuda histórica que el país tiene con Guerrero.

Estas reflexiones editoriales las escribo con gusto y emocionado porque mejorando Acapulco, mejora Guerrero, mejora México y todos los ciudadanos estamos de plácemes ante tan productivos medios que impulsan el bienestar social.

miércoles 05 de junio de 2019

Los cruceros en Acapulco

martes 15 de enero de 2019

Gobernabilidad en México

martes 01 de enero de 2019

Gracias a la vida

martes 20 de noviembre de 2018

Próximo nuevo Presidente

domingo 03 de diciembre de 2017

Dos años se han cumplido

lunes 02 de octubre de 2017

Reconstruyendo Guerrero

miércoles 09 de agosto de 2017

Fortalece Astudillo al sector privado

martes 14 de febrero de 2017

Unidad nacional verdadera

martes 03 de enero de 2017

Preferencia turística por Acapulco

Cargar Más