/ jueves 16 de agosto de 2018

Robo a mano armada

Horacio Duarte Olivares, representante de Morena ante el Instituto Nacional Electoral (INE), señaló que el partido que representa aplicará las estrategias legales y acudirá al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) para que sean reconocidos los triunfos de los comicios locales de cada estado, en los que se ha despojado a Morena de las diputaciones obtenidas en las urnas.

Como ustedes saben, en los últimos días se han estado llevando a cabo en algunos estados de la República, como Nuevo León, Baja California Sur, Sonora, Guerrero, y Estado de México, más la alcaldía de Ciudad Juárez, Chis., un mañoso “robo a mano armada” de los curules obtenidos por Morena por representación proporcional (plurinominales) con el voto libre de la decisión ciudadana, con el argumento insostenible de que existe la sobre representación.

Duarte Olivares mencionó que en todos los casos se va a obtener la victoria y se le tendrá que devolver a Morena lo que por derecho y justicia le pertenece, ya que se los arrebataron como la única forma (en este caso) de obtener no que no pudieron en las urnas.

Por otro lado, “pero en el mismo sentido”, a unos días que los diputados de la LXII Legislatura terminen sus funciones (¿?) y tengan que retirarse del recinto, para dejar libre la entrada a los nuevos representantes de la Cámara Baja, tal cual como “aves de rapiña”, prácticamente han saqueado el Palacio Legislativo, cargando con todo cinismo hasta con lo que no les pertenece, ya que por ser adquirido vía el erario público (nuestros impuestos), está considerado como propiedad de la nación.

Es realmente lamentable que personas (no todas) de la calaña de los buitres y zopilotes, tengan una importancia tan grande en la vida de nuestro país, ya que son ellos precisamente los encargados de mantener la vigencia, de modificar, corregir o reformar las leyes que rigen a México y sus ciudadanos, entre otras de sus importantes labores.

Pero infortunadamente en lugar de dedicarse a su trabajo, por cierto “sobre remunerado”, más una serie de canonjías “del otro mundo”, incluyendo la del “dedo parado permanente” siguen, y con creces, dando señales de su impopularidad, siendo el vivo ejemplo del abuso, descuido, desbarajuste y el desastre de lo que se les confía.

Enfrentamos una debacle financiera, política y social, principalmente porque también nosotros como ciudadanos inertes, hemos permitido (y al parecer seguimos permitiendo) que se cometan esas atrocidades con la prostitución ejercida con el famoso “pago por evento”, es decir, al recibir su valijita llena de dinero (bonos extras) por levantar el dedo; sin sentir remordimientos por robarles el pan, la educación, la salud y hasta la vida, a los más necesitados de su trabajo honesto. Pero a estas lacras, la dignidad les viene sobrando.

¿Será muy difícil que como sociedad pensante no sigamos permitiendo estos alcances ilegales a quienes nos desgobiernan y dejar pasar a personas que hagan las cosas bien?

Muchos dirán que el vicio y la corrupción siempre salpican, o que denunciar es muy peligroso por cómo están las cosas y exponerse a la venganza y tienen razón. Pero unidos, dando y permitiendo oportunidades, estoy segura que se le podría devolver la dignidad al país.

Si no es así, es lamentable ser parte de una sociedad “aparentemente partidista” pero que no le importa, interesa o que descuida la política; de una sociedad que prefiere correr el riesgo de que en lugar de avanzar a una vida digna y mejor para todos, es decir, para el bien común, se conforma con su bienestar individual, aun cuando esté inmersa en la barbarie que hoy vivimos; y en la cual la verdadera violencia no es la guerra contra el narcotráfico o el crimen organizado, sino la falta de conciencia social, la falta de interés por el prójimo, la falta de interés en las leyes que todos deberíamos conocer, la falta de interés en la educación, el medio ambiente, la libertad, y en los derechos y deberes humanos. ¿Estaré soñando qué no se nos pase la mano? ¡Vale la pena reflexionarlo!


Horacio Duarte Olivares, representante de Morena ante el Instituto Nacional Electoral (INE), señaló que el partido que representa aplicará las estrategias legales y acudirá al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) para que sean reconocidos los triunfos de los comicios locales de cada estado, en los que se ha despojado a Morena de las diputaciones obtenidas en las urnas.

Como ustedes saben, en los últimos días se han estado llevando a cabo en algunos estados de la República, como Nuevo León, Baja California Sur, Sonora, Guerrero, y Estado de México, más la alcaldía de Ciudad Juárez, Chis., un mañoso “robo a mano armada” de los curules obtenidos por Morena por representación proporcional (plurinominales) con el voto libre de la decisión ciudadana, con el argumento insostenible de que existe la sobre representación.

Duarte Olivares mencionó que en todos los casos se va a obtener la victoria y se le tendrá que devolver a Morena lo que por derecho y justicia le pertenece, ya que se los arrebataron como la única forma (en este caso) de obtener no que no pudieron en las urnas.

Por otro lado, “pero en el mismo sentido”, a unos días que los diputados de la LXII Legislatura terminen sus funciones (¿?) y tengan que retirarse del recinto, para dejar libre la entrada a los nuevos representantes de la Cámara Baja, tal cual como “aves de rapiña”, prácticamente han saqueado el Palacio Legislativo, cargando con todo cinismo hasta con lo que no les pertenece, ya que por ser adquirido vía el erario público (nuestros impuestos), está considerado como propiedad de la nación.

Es realmente lamentable que personas (no todas) de la calaña de los buitres y zopilotes, tengan una importancia tan grande en la vida de nuestro país, ya que son ellos precisamente los encargados de mantener la vigencia, de modificar, corregir o reformar las leyes que rigen a México y sus ciudadanos, entre otras de sus importantes labores.

Pero infortunadamente en lugar de dedicarse a su trabajo, por cierto “sobre remunerado”, más una serie de canonjías “del otro mundo”, incluyendo la del “dedo parado permanente” siguen, y con creces, dando señales de su impopularidad, siendo el vivo ejemplo del abuso, descuido, desbarajuste y el desastre de lo que se les confía.

Enfrentamos una debacle financiera, política y social, principalmente porque también nosotros como ciudadanos inertes, hemos permitido (y al parecer seguimos permitiendo) que se cometan esas atrocidades con la prostitución ejercida con el famoso “pago por evento”, es decir, al recibir su valijita llena de dinero (bonos extras) por levantar el dedo; sin sentir remordimientos por robarles el pan, la educación, la salud y hasta la vida, a los más necesitados de su trabajo honesto. Pero a estas lacras, la dignidad les viene sobrando.

¿Será muy difícil que como sociedad pensante no sigamos permitiendo estos alcances ilegales a quienes nos desgobiernan y dejar pasar a personas que hagan las cosas bien?

Muchos dirán que el vicio y la corrupción siempre salpican, o que denunciar es muy peligroso por cómo están las cosas y exponerse a la venganza y tienen razón. Pero unidos, dando y permitiendo oportunidades, estoy segura que se le podría devolver la dignidad al país.

Si no es así, es lamentable ser parte de una sociedad “aparentemente partidista” pero que no le importa, interesa o que descuida la política; de una sociedad que prefiere correr el riesgo de que en lugar de avanzar a una vida digna y mejor para todos, es decir, para el bien común, se conforma con su bienestar individual, aun cuando esté inmersa en la barbarie que hoy vivimos; y en la cual la verdadera violencia no es la guerra contra el narcotráfico o el crimen organizado, sino la falta de conciencia social, la falta de interés por el prójimo, la falta de interés en las leyes que todos deberíamos conocer, la falta de interés en la educación, el medio ambiente, la libertad, y en los derechos y deberes humanos. ¿Estaré soñando qué no se nos pase la mano? ¡Vale la pena reflexionarlo!


viernes 15 de febrero de 2019

Cadena Perpetua

jueves 07 de febrero de 2019

La espantosa pero adorada corrupción

jueves 31 de enero de 2019

¿Quién es el verdadero responsable?

viernes 18 de enero de 2019

El insólito “Síndrome de Wolfram”

jueves 27 de diciembre de 2018

¿Otro año nuevo con los demonios sueltos?

jueves 22 de noviembre de 2018

El color de la Guardia Nacional

jueves 08 de noviembre de 2018

Síndrome de Estocolmo

jueves 25 de octubre de 2018

El respeto a la vida y a la muerte

jueves 16 de agosto de 2018

Robo a mano armada

jueves 09 de agosto de 2018

Estafa a la maestra

Cargar Más